Juanito Valderrama, el Dalai Lama del flamenco

juanitovDon Juan Valderrama Blanca tenía el requiebro de la posguerra en su garganta, es más la banda sonora del hambre no se entiende sin la voz y los poemas del ruiseñor de Torredelcampo, que sirvió para sobrellevar la miseria de aquellos tiempos oscuros. Juanito es jienense universal, es cantautor del flamenco que tuvo que hacer la guerra por su cuenta. Porque Juan es el pequeño mago de la voz con los ojos de oriente, el sombrero de ala ancha que nos atrapó con la miríada de duendes de sus coplas, también la injusta herejía del flamenco. Valderrama fue un artista único que no fue tratado quizás con la profundidad que merecía su obra, muy especialmente su prodigiosa garganta. Sencillamente no reconocer a Don Juan, es confundir una bandada de pájaros en el cielo con un Boeing 707, porque Juanito en esencia era eso, una bandada de pájaros en el cielo que brotaban de su voz.

Juan Valderrama cavó trincheras en un batallón de fortificaciones hasta que su arte le permitió dejar el pico y la pala. Cantó entonces para las tropas; después, en el frente de Alcaduete, y por fin, en una compañía artística ofreció actuaciones para los combatientes republicanos. Lo primero, lo evidente que nos atrapa de su voz el virtuosismo, pero tras él se esconde el gran Valderrama, el de la aparente pequeña voz, en cambio tan profunda como los pilares del flamenco que se adentran hacia el centro de la tierra más honda. Pues Juanito es profesor de cantautores y Dalai Lama de cantaores, por eso fue tan injusta la colocación de absurdas etiquetas en un artista tan enorme. El mairenismo jamás le comprendió, le vio como una amenaza más que como una apertura de nuevos horizontes ante el clasicismo. Víctima del mairenismo no se supo reconocer su labor como flamenco, como evidente enciclopedia del género, heredero de Chacón que del latido de la Niña de los Peines y Tomás Pavón hizo fusión con el cante gitano. Es por ello pionero y tanto en el conocimiento como en la evolución del flamenco un sabio creador. Juan Valderrama es la estampa en sepia de la radio de los años cincuenta, El Emigrante sonando, percutiendo con la música del Niño Ricardo y la inventiva de Don Juan sobre tristes tiempos de vencedores y vencidos.

En el ejemplar ejercicio de la memoria, de la recuperación y la reparación, no existe mayor ni mejor trabajo que el realizado por Juan Valderrama hijo. No se puede dignificar de mejor manera la figura de un artista, un cantaor de leyenda y en este caso a un padre. El repertorio indeleble de Juanito en el primer centenario de su nacimiento, recupera a un genio cuya voz trasciende lo meramente musical. Juan Valderrama siempre tuvo a la gente de su lado, pero por el desarrollo de su carrera, quizás no recibió el lugar que en el flamenco tuvo que ostentar. No fue fácil asimilar que aquel artista que se encargó de recoger el testigo de Chacón, Marchena y Pinto, llegara con una creatividad y una concepción del flamenco muy abierta y plural. Un hombre bueno y sabio, con unos vastos conocimientos del cante y del mundo empresarial. Y como siempre tuvo a la gente de su lado, la memoria histórica se vuelca con el pequeño Dalai del flamenco, también los artistas, los más de quince cantantes que han participado en la edición especial de Juanito Valderrama 1916-2016 (Universal Music), una edición en CD que homenajea al cantaor. Joan Manuel Serrat, Manolo García, José Mercé, Ana Belén y Víctor Manuel, Sílvia Pérez Cruz, Jose Luis Perales, MiguelPoveda, Diana Navarro, Antonio Carmona, Pasión Vega, Rocío Márquez, Martirio, Arcángel, Estrella Morente, Dorantes y Juan Valderrama. Y muchos más que podrían haber sido, porque Don Juan es muy querido y admirado, es un referente musical, un maestro, una voz inigualable.

Sin duda un maravilloso preámbulo al año 2016, Joan Manuel cantando junto al maestro el “Romance de Curro el palmo”, porque El Emigrante son las cuentas del rosario, las cuentas divinas hechas con el magro y el jazmín de estos grandiosos artistas que le recuerdan, un recuerdo y una pena, un Rosario que hoy lleva Dolores Abril.

Por esa razón esta pléyade de artistas brillan en la Galaxia Valderrama, que desde 2004 es memoria histórica y que ahora en 2016 pasará a ser eterna. Eterna porque Juanito ya no es de otra Galaxia, sino que posee Universo propio, del que han aprendido una infinidad de artistas. Pues es Juanito Valderrama mascarón de proa de cantautores y flamencos, por eso su hijo le convierte en barco de vela de tierra cercana, de tierra jienense, le da su sitio universal exponiendo en conferencias por universidades, escuelas y peñas flamencas, lo que fue su padre y lo que quiso ser: el Dalai Lama de los flamencos, siempre abriendo caminos.

Foto: http://umusic.es/juanitovalderrama/

Anuncios

2 thoughts on “Juanito Valderrama, el Dalai Lama del flamenco

  1. Quiero felicitarte por este artículo. Sencillamente grandioso. Son sentencias porque nacen del conocimiento profundo. Yo siempre digo que de Juanito se habla mucho y se escucha poco. Ahí está su obra; imperecedera, resplandeciente, sólida como una catedral hecha de cante y copla. Esa será siempre su jugada ganadora, la llave de su eternidad.
    Gracias en mi nombre y en el de mi familia.

    Le gusta a 1 persona

    1. Gracias Juan, todo lo que se escriba sobre tu padre siempre será insuficiente por su calidad humana y artística, pero creo justo reconocer que la mejor manera de mantener viva su memoria, de ubicarle en el lugar histórico que merece es a través del camino que emprendiste desde que se marchó. Eres un ejemplo de cómo se deben de hacer las cosas. Un abrazo.

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s